El futbolista de hoy debe trabajar su cuerpo, mente y espíritu.

“El zancudo” continúa al fútbol, tras su paso por la selección y diversos equipos nacionales y del extranjero.

Percy Olivares Polanco es uno de los últimos grandes laterales zurdos del fútbol peruano, dueño de capacidades técnicas y físicas exquisitas, que lo  llevaron a vestir la casaquilla nacional en innumerables ocasiones y despertó el interés de varios equipos del extranjero, de ahi que fue conocido como el trotamundos del fútbol. Percy tuvo también un fugaz paso como actor, en la serie nacional “brothers”. En esta entrevista conoceremos más detalles de la vida de este interesante personaje.

¿Cómo empieza tu carrera deportiva?

Empieza cuando tenía 5 años. Soy hincha de Sporting Cristal. Con mi hermano Pedro y un grupo de chicos nos fuimos a probar en un campeonato de menores, que servía para dar el salto a un club profesional  en esa categoría. No  nos admitieron en ningún equipo, a pesar de haber destacado. Luego mi padre nos llevó a probar al Alianza, pero el “Cholo” Castillo tampoco nos aceptó y optamos por probarnos en Cristal, donde Alberto Gallardo nos dice que aún nos faltaba para llegar. Jugamos el campeonato de La Prensa y Ultima Hora, donde nos ve nuevamente el profesor Gallardo y esta vez sí nos considera en el Cristal. Creo que ahí empezó mi vida en el balompié competitivo.

Oficialmente debuté en el fútbol profesional en  1986   Ya en la profesional empecé con Oscar Salas (acaba de fallecer hace unos días), defendiendo al Sporting Cristal, en el puesto de marcador izquierdo. Al retorno de mi periplo en el extranjero, terminé jugando por Universitario de Deportes.

¿En cuántos países has jugado?

He jugado en ocho países de América y Europa. En 1991 jugué por el Deportivo Cali de Colombia, al año siguiente fui contratado por el Nuremberg de la Bundesliga alemana. De ahí me ficharon Tenerife de España, Rosario Central de Argentina, Fuminense de Brasil, Cruz Azul de México, Dallas Burn de Estados Unidos y PAOK Salónica FC y Panathinaikos FC de Grecia.

Digamos que eres el segundo trotamundos, junto con Augusto Palacios

Creo que más países ha conocido mi tío Augusto Palacios. Pero en realidad no me considero un trotamundos, creo que fue parte de mi vida, sencillamente.

Pero cualquiera no llega…

Pero si a mí me dijeran que vuelva a realizar esa carrera no lo haría. Fue muy bonito, no lo puedo negar, pero tuvo su dosis de sacrificio dejar tan joven a la familia y pasar 15 años dando vueltas por los países. Tengo 4 hijos. La mayor nació acá, los demás en España y Grecia. Ahí te puedes dar cuenta de lo difícil que puede haber sido mi vida.

¿Y de dónde viene ese apodo de zancudo?

Me lo puso el periodista Tito Navarro, pero no por el insecto, sino por tener el zanco largo. Me quiso decir el ‘zancón’ o algo así.

¿Qué hace un ex futbolista para sobrevivir?

El futbol tiene muchas aristas. En mi caso, soy entrenador; terminé mi carrera antes de retirarme como jugador y actualmente soy profesor en la Escuela de Técnicos de la Federación Peruana de Fútbol. También soy director deportivo del Club Golazo y comentarista deportivo del canal Latina. En cuanto a otros ex futbolistas, estoy seguro que tienen las mismas condiciones y capacidad para hacer una vida después de haber desarrollado el fútbol.

Uno se reinventa después del futbol, y creo que Dios en mi vida tiene mucho que ver al guiarme  para hacer las cosas bien, casi sin haberlas planeado.

Pero hay muchos que no guardaron pan para mayo…

A veces la gente se obsesiona con eso de guardar pan para mayo, pero de qué vale que guardes pan para mayo si no tienes salud; si no sabes si mañana te vas a morir. Me parece todo esto muy relativo.

¿A qué jugadores, nacionales y extranjeros, consideras destacables en tu puesto?

En el Perú, Jair Iglesias, pero lamentablemente no se consolidó. Siempre me pareció un buen  lateral, de grandes condiciones, talla y envergadura importantes a los 19 años. El tiempo ha pasado y lo desaprovechó. En el futbol como en la vida, hay que aprovechar las oportunidades. A nivel internacional siempre me encantó Paolo Maldini. Y un poco antes, el francés Amorós, jugadores completos, física y técnicamente.

¿Crees que hay posibilidades de ir al mundial de Rusia?

Posibilidades tenemos obviamente, mientras no se juegan los partidos. Ahora, no me parece qué tan bien estemos trabajando para que esas posibilidades se presenten. Más bien las veo aminoradas.

¿Cuál es la clave para tener jugadores de talla mundial?

No hay secretos. Hay que trabajar, pero no sólo compete al entrenador, sino que tú también tienes que poner de tu parte y saber adónde apuntas. Si tú apuntas a jugar acá en Copa Perú, ahí te vas a quedar. Si tienes en tu cabeza salir al extranjero, seguramente tendrás más posibilidades y te acercarás más a lo que es el futbol mundial.

¿Cuál es tu mensaje para la nueva hornada futbolera?

Les digo que disfruten del momento y traten de divertirse seriamente, prepararse bien físicamente, mentalmente y espiritualmente. Asimismo, les digo a los chicos que no se obsesionen tanto con el futbol porque si bien es cierto es un deporte muy bonito, también es cierto que aparte  hay diversas cosas para hacer y todos somos capaces de realizar diferentes profesiones.

2 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *