LA TECNOLOGÍA EN NUESTRA MANO

Tienen aproximadamente el tamaño de un grano de arroz y se introduce en la mano.

Una compañía de Wisconsin (Estados Unidos), que se ha convertido en la primera en introducir implantes de microchip para todos sus empleados, los cuales se colocan en las manos, entre los dedos pulgar e índice. Una vez marcado con el implante, sus empleados serán capaces de realizar una serie de tareas comunes de oficina con solo el movimiento de su mano y sin esfuerzo.

Los costos del implante ascienden a 300 dólares por chip, lo que la compañía dice que pagará en nombre de los empleados; ello que significa que los empleados ya no tendrían que llevar las llaves, tarjetas o smartphones para realizar sus tareas, tales como abrir puertas, usar máquinas copiadoras, ingresar a sus computadoras de oficina o identificarse.
En cuanto a las preocupaciones de seguridad, el chip no posee GPS y son seguros contra hackers porque no está conectado a internet. Además, si los empleados cambiaran de opinión, se podrán quitar el implante.

1 Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *